Entrelazamiento cuántico: una mirada desde la física y la espiritualidad

Hola,
Soy Paola

Tú estás creando cada segundo tu realidad. Eres increíblemente poderoso.

La Física Cuántica lo ha demostrado: el Universo, en su mayoría, es espacio vacío. Los átomos que lo conforman todo están, de hecho, compuestos por ese espacio vacío en un 99.9%, y es solo en su núcleo donde se alberga el porcentaje restante que se traduce en materia.

Pero, ¿cómo es entonces posible que podamos tocar y percibir el mundo físico, es decir, la realidad? La clave está en comprender que cada átomo se compone de energía, la cual a su vez es una potente vibración que consigna y emana información y que necesita ser observada, procesada e interpretada, para finalmente configurar la percepción que cada uno tiene de la realidad.

¿Han escuchado sobre la Teoría del Entrelazamiento Cuántico?

En este artículo les contaré qué es, cómo impacta nuestra vida y cómo se relaciona con nuestra espiritualidad. Pero, primero, empecemos a entenderla desde la óptica científica…

En 1935 los físicos Albert Einstein, Boris Podolsky y Nathan Rosen, publicaron la ERP Paradox, una paradoja sobre la posibilidad de que dos partículas pudieran compartir propiedades, a lo que Einstein en su momento denominó “la espeluznante acción fantasmal a distancia”. Esto teniendo en cuenta que, si para que una partícula se comportara debía incidir en ella la acción de un observador, esto implicaría que debía comunicarse activamente con su partícula “gemela” casi de manera instantánea para experimentar el mismo efecto… ¿Puede ser esto posible?

La teoría del entrelazamiento cuántico indica que una partícula tiene la capacidad incidir en otra sin importar si hay una relación de distancia entre ellas. Esto quiere decir que, si una es alterada, la otra puede modificarse casi de inmediato. Implica, además, que las partículas podrían compartir información que va más rápido que la luz.

Vamos a explicarlo mejor…

Tal como lo indicaba Einstein, para entender esa ruptura de lo que denominaba como “el irrompible límite de la velocidad”, deberían existir una teoría subyacente que permitiera terminar de explicar este aspecto, a través de “variables ocultas”.

Según NassimHaramein, fundador de Resonance Science Foundation, posterior a la interpretación de Einstein y sus colegas científicos, se logró comprobar la teoría. En este sentido, explica que podríamos pensar en un Universo donde todas las partículas se encuentren entrelazadas, si tomamos en cuenta que todas salieron de un mismo punto.

En la década de 1960, el científico irlandés, John Bell, propuso una fórmula matemática que permitió demostrar que las predicciones de la mecánica cuántica contradecían cualquier teoría de variables ocultas, contrario a lo que suponía Einstein,

Bell propuso, en este sentido, separar dos partículas que pudieran estar enlazadas y medir sus estados al mismo tiempo. Así, si se identificaba que los estados se relacionaban, esto implicaría que las partículas podrían influir la una a la otra, incluso, a distancia; y a través de la fórmula matemática diseñada, pudo hacer un análisis estadístico de muchas observaciones. 

Pero, solo hasta el 2019 los científicos Paul-Antoine Moreau,ErmesToninelli, Thomas Gregory, Reuben S. Aspden, Peter A. Morris y Miles J. Padgett, de la Universidad de Gasglow (Reino Unido) lograron obtener una prueba fotográfica de una forma de Entrelazamiento Cuántico al que denominaron ENTRELAZAMIENTO DE BELL. A través de una cámara hipersensible para detectar fotones individuales—es decir partículas de energía que forman átomos—, fueron capturadas cuatro imágenes diferentes con fotones en diferentes fases de transición.

En definitiva, el hallazgo de los académicos de Glasgow es la cereza en el pastel para evidenciar uno de los fenómenos que soportan, por ejemplo, la mecánica y la computación cuántica: EL ENTRELAZAMIENTO CUÁNTICO.

Pero, ¿cómo se relaciona esto con nosotros?

El campo que lo conecta todo

La teoría del Entrelazamiento Cuántico, nos ha impulsado a comprender que no podemos ver los aspectos físicos de forma independiente, sino, más bien, como parte de un todo, de una red interconectada, incluso, a través de los diferentes campos electromagnéticos que conocemos.

“El Universo está conectado a un nivel muy profundo ya todas las escalas (…) Somos parte de este Universo conectado, y todo lo que hagamos tendrá influencia en el todo. Eso cambia nuestro sentido de nosotros mismos, de nuestro Universo, y de nuestra relación con él”, Nassim Haramein.

Según la ciencia, luego del Big Bang el Universo se comprimió en una masa de energía casi del tamaño de una arveja. Sin embargo, esa energía comprimida comenzó a expandirse, ocupando cada vez más espacio.

El bestseller y experto en Ciencia y Espiritualidad, Gregg Braden, indica en el capítulo Newton y las Leyes Kármicas, de la serie Eslabones Perdidos, que, alguna vez, todo estuvo conectado físicamente pero, ¿qué significa eso para la relación con la energía que hoy se encuentra dispersa en el Universo? Y si la energía estuvo conectada alguna vez de forma física, ¿podríamos estar conectados energéticamente?

Braden explica lo anterior con el experimento de Fotones Gemelos, que se llevó a cabo en la Universidad de Ginebra en 1997.Aquí, los científicos dividieron un fotón en dos, y conectaron ambos en un dispositivo con cables de fibra ópticaque iban en direcciones opuestas, así dispararon los fotones de forma simultánea en direcciones distintas, hasta que ambos alcanzaran 22 kilómetros de distancia. En ese punto los científicos lograron demostrar que lo que le sucedía a un fotón le pasaba de la misma manera al otro.

Pero, ¿cómo se comunicaban? Aunque estaban físicamente separados aún estaban conectados a un nivel energético inimaginable.

Sí, todo en el Universo es energía, es información que se encuentra conectada. Una vez la energía física está entrelazada continúa de esa forma, incluso cuando la separe el espacio o el tiempo.

Y es justo el hecho de que seamos energía y que estemos conectados en la misma red, lo que nos permite estar anclados a los campos electromagnéticos: espiritual, emocional, físico y mental, permitiendo que a través de la vibración, cada campo pueda interactuar entre sí y generar estímulos que puedan alterar nuestra biología y nuestro entorno.

Pero además, entra en juego otro factor determinante: el observador.  Como ya lo hemos abordado en artículos anteriores, la Física Cuántica ha demostrado que las partículas subatómicas solo se comportan cuando son estimuladas, influyendo en el hecho de que donde ponemos nuestro foco observador es justo donde se comporta la materia.

El movimiento energético puede darse a través de la biología del cuerpo, por eso, cuando cambiamos nuestros, pensamientos, emociones y pensamientos alteramos el estímulo que le estamos dando a nuestras partículas y por ende, la emisión que estamos dando al entorno.

El Instituto Heartmath se ha preocupado, en este sentido, por estudiar la coherencia, personal, social y global para determinar la comunicación energética entre los seres humanos y la Tierra. Así, han logrado determinar que el corazón y el cerebro operan a la misma frecuencia de los campos magnéticos de la Tierra.

RollinMcCraty, director de Investigaciones del Instituto HeartMath, indica a propósito de esto, que lo que pensamos y sentimos se puede irradiar hacia el entorno, a través del campo magnético cardiaco. Pero también explica que los demás campos están en capacidad de acoplarse a los campos vibrantes de la Tierra.

¿Esto qué significa? Que tenemos el control sobre los estímulos que emitimos al entorno.

Los estímulos

Las teorías desde la Física Cuántica han logrado determinar que ese campo unificado de energía al que estamos conectados funciona como una red neuronal por donde pasa la vibración. Sin embargo, esta no funciona como un canal de energía que se transfiere de forma lineal de un punto A hacia un punto B sin que nada pase, sino que en el proceso, esa energía es estimulada a través de nuestra consciencia. Sí, a través de nuestro punto observador.

De manera que si ponemos nuestro punto observador en un aspecto de nuestro pasado y nos permitimos conectar con nuestro Niño Interior—esa versión de nosotros mismos que fue construida con las experiencias y programaciones de los primeros siete años de nuestra vida—, podemos generar un estímulo que activa ciertos mecanismos que nos permiten reprogramar nuestro pasado, ¿por qué?

Porque la energía en el campo unificado no es temporal, pero sí está entrelazada.

Precisamente, desde el Entrelazamiento Cuántico, podemos vincularnos con esos puntos de nuestro pasado, del linaje de nuestra Alma, de las memorias ancestrales, e incluso de algún órgano que necesite sanarse. Justo aquí, interviene otro elemento fundamental: LA INTENCIÓN.

La intención funciona como un interruptor que permite encender la energía. Por eso, cuando intencionamos, se activa un canal directo entre el cerebro, corazón y el entorno, casi como un potenciador energético.

Una de las técnicas más conocidas del HeartMath es la del Bloqueo del Corazón, la cual precisamente está diseñada para amplificar el poder de las intenciones y del campo electromagnético del corazón. Esta técnica implica una conexión profunda con nuestro Espacio Sagrado, para irradiar emociones y sentimientos expansivos que estimulen nuestra biología e irradien el entorno.

La idea es que la energía que irradie el corazón se eleve hasta nuestra intención más profunda y fluya hacia la misma dirección, y así proyectar esa nueva sensación y emisión energética hacia el futuro, ¿se imaginan cientos de personas conectadas con la misma intención?

Dentro de las diferentes técnicas del HeartMath también se destaca la Coherencia Social, la cual consiste en una red de relaciones conjuntas entre personas que tienen los mismos intereses, es decir, INTENCIONES, y que tienen el libre albedrío de cohesionarse y resonar dentro de las intenciones del colectivo, compartiendo información, incluso de forma inconsciente.

Un caso reportado en el capítulo Coherencia Social, de la serie, cuenta cómo un grupo de 54 paracaidistas se reunieron para construir una figura en el aire, en Brasil, y así establecer un récord. Sin embargo, pese a su profesionalismo, experiencia, y después de mucho practicar, no lograron sincronizarse.

Fue así, como decidieron conectarse a través de la técnica de Coherencia, construyendo un gran campo electromagnético conjunto. Fue entonces como, justo después de dar el salto, lo lograron, ROMPIERON EL RÉCORD, ¿cómo es esto posible?

La respuesta está en la coherencia y en el entrelazamiento cuántico, los cuales generan un estímulo en el comportamiento que se produce desde la expansión para elevar la frecuencia vibratoria no solo a nivel individual, sino del colectivo, logrando que el estímulo que se produzca desde un punto A, realmente impacte a un Punto B.

En conclusión, y como lo dicen las enseñanzas del Dalai Lama, definitivamente todos estamos conectados y conformamos la misma esencia. Y justo ahí en esa conexión, está la clave para generar grandes cambios en nuestro entorno, en nuestro Universo.

Paola Gutiérrez

Paola Gutiérrez

Coach Cuántico Espiritual, Oradora y Conferencista Internacional. Creadora de los programas Sanación y Manifestación Cuántica Angelical, Maestría Angelical Nivel I y II, Las 12 Llaves de la Abundancia, Maestro Ancestral, Cuántica del Corazón y las masterclass Guía Completa Ley de Atracción y Viaje al Akash.

Paola Gutiérrez

Paola Gutiérrez

Coach Cuántico Espiritual, Oradora y Conferencista Internacional. Creadora de los programas Sanación y Manifestación Cuántica Angelical, Maestría Angelical Nivel I y II, Las 12 Llaves de la Abundancia, Maestro Ancestral, Cuántica del Corazón y las masterclass Guía Completa Ley de Atracción y Viaje al Akash.

Esta entrada tiene 5 comentarios

  1. Ibeth

    Entonces cada vez es más evidente q todos somos 1🙏 Gracias Pao por compartir tanta información de poder con todos nosotros ( tu, yo, todos, la Divinidad 1 solo)🤩

  2. Luz stella

    Todo lo que dices es muy cierto,no importa la distancia, todos estamos conectados infinitamente. “Eres un ser de luz Paola”. Gracias por iluminar nuestras vidas

  3. July Mart

    Todos hacemos parte del universo donde todo es energia, somos energia en constante recambio de informacion, sin importar distancia y espacio.

  4. Lina Maria Gomez T

    Me encanta todo lo que enseñas Pao. Este tema me tiene fascinada y se que voy a estar en este talles. Agradezco infinitamente al padre por haberte puesto en mi camino un día. Gracias Gracias Gracias.

  5. ANGELA

    Me encanto el tema y el artículo ya lo he practicado contigo en la meditación y reflexionando es importante hacer conciencia de como conectarlo.
    Conectar con esta energía a través de la conciencia y de nuestro punto observador siempre INTENCIONANDO, conectando con el corazón y el cerebro.
    Cuando irradiamos a través del corazón nos conectamos con todo nuestro ser y cambiamos esos patrones del pasado y del futuro. Me encanto lo que mencionas de la técnica de la coherencia social. Personalmente la he practicado en el montañismo pues cuando subes con un grupo y se une la energía hacia un mismo sentido o intención llegas a la CIMA DE LA MONTAÑA. Infinitas gracias Paola. @mariana.perezz , @valdes6722 , @pam_mondragom. QUIERO LA BECA
    NowReply

Deja una respuesta